¿Es sostenible la planta del cáñamo?


Desde que se levantaron las prohibiciones sobre la producción y el consumo del cáñamo, esta planta ha brotado con fuerza muchos sectores y productos. Y su demanda masiva nos lleva a una importante cuestión sobre sostenibilidad. ¿Es nuestro nuevo amigo, el cáñamo, bueno para el medio ambiente?

¿Es sostenible la planta del cáñamo?

No vamos a dejarte con el suspense, porque las noticias son buenas: ¡el cáñamo es sostenible! ¡Un hurra por la planta de cáñamo! Estos son los motivos por los que la planta del cáñamo es respetuosa con el medio ambiente:

  • Requiere de poco espacio para desarrollarse
  • Necesita cantidades mínimas de agua para crecer y tolera bien la sequía
  • Es biodegradable
  • Devuelve más a su entorno que la mayoría de cultivos
  • Las raíces de la planta de cáñamo mejoran la fertilidad del suelo

El cáñamo es una mala hierba, por lo que crece prolíficamente con poca agua y sin pesticidas. Eso hace que sea una de las fuentes para elaborar tejidos más respetuosa con el medio ambiente (en comparación con los animales de granja para la producción de lana o seda, o con los cultivos de algodón o lino).

No solo necesita pocos recursos para sobrevivir y crecer, sino que también devuelve a la naturaleza mucho más que otros métodos de producción textil. De hecho, devuelve más que la mayoría de cultivos. La planta de cáñamo absorbe 22 toneladas de CO2 por hectárea, ¡por lo que es mucho más eficaz convirtiendo CO2 a oxígeno que los árboles! ¡Woooah! (¿entiendes ahora por qué nos gusta tanto?)

¿Cómo contribuye la planta del cáñamo al cuidado del medio ambiente?

El cáñamo es una planta increíblemente poderosa, ya que tiene una gran cantidad de usos. Es una planta sostenible para la producción masiva y devuelve al entorno mucho más que otras cosechas.

Añádele el hecho de que crece rápido a su ya impresionante repertorio y puedes empezar a hacerte una bella imagen de cómo puede el cáñamo ayudar al medio ambiente. La planta del cáñamo puede cultivarse y cosecharse en meses, en contraposición a las décadas que necesitan algunos árboles para crecer por completo. Por eso es un buen reemplazo para el papel, los compuestos y el combustible.

Podríamos detenernos aquí, pero más allá de los beneficios que se obtienen del tallo, la planta de cáñamo es aún más maravillosa cuando la deconstruimos.

El aceite de cáñamo que se extrae de las semillas puede ser usado ampliamente en diferentes industrias: desde aderezos para ensaladas, batidos y medicamentos hasta cosméticos.

Auténtico extracto de semilla de cáñamo australiano

Rico en antioxidantes y minerales el extracto de cáñamo se está convirtiendo rápidamente en un favorito del sector de la belleza. ¡Y nosotros estamos a bordo de esta tendencia! Hemos infundido nuestra colección Calm the Frizz con auténtico extracto de cáñamo australiano. Nuestro cáñamo procede de alrededor de 12 000 hectáreas repartidas en dos ubicaciones de la soleada Australia: Bendigo (Victoria) y Emerald (Queensland). Los aceites de cáñamo natural extraídos se procesan en la planta procesadora de cáñamo más grande del hemisferio sur (impresionante, ¡lo sabemos!). Cada lote se puede rastrear hasta su granja de origen.

El hecho de que la planta del cáñamo necesite poca agua y que sea muy resistente a la sequía hace que sea el cultivo perfecto para resistir la vida aquí abajo.

Unos datos extra sobre la planta del cáñamo para aquellas que jugáis en casa:

  • Las plantaciones de cáñamo capturan mucho más CO2 de la atmósfera que los pinos y los cultivos de trigo (10 veces más).
  • Las raíces se dejan en el suelo durante la cosecha para preservar la estructura del campo y su fertilidad.
  • El cáñamo para la producción de fibra es mucho más sostenible en las condiciones áridas de Australia que el algodón, que necesita grandes cantidades de agua.

Australia legalizó el uso del cáñamo para el consumo alimentario no hace demasiado (2017) y el negocio ha estado en auge desde entonces. Y no nos extraña, ¡la verdad!

Colección Calm the Friz con extracto de cáñamo

¿Tienes un cabello rebelde que necesita calmarse? Nuestro champú Calm the Frizz Nourish rebosante de extracto de semillas de cáñamo australiano transformará tu pelo rebelde en un pelo bien educado de mechones exuberantes.

Sigue con el acondicionador champú Calm the Frizz Nourish para mantener la hidratación de tu pelo y protegerlo contra la humedad.

Si tu cabello necesita un trato especial, cambia tu acondicionador diario por nuestro champú Calm the Frizz Nourish 3 Minute Miracle. Aplícalo sobre el cabello limpio y mojado, y déjalo actuar durante 3 minutos. Tiempo suficiente para cantar tu canción favorita en la ducha.

¡Y lo mejor de todo es que la botella beige está hecha con plástico reciclado y es reciclable! Así que, una vez la hayas exprimido para extraer cada una de sus gotas nutritivas, continúa el ciclo y recicla.